La ictericia del recién nacido

Todos los padres en el proceso de concepción de su bebe, desean y esperan que nazcan con un peso ideal, rozagante pero sobretodo saludable, antiguamente era común el nacimiento de bebes con enfermedades congénitas manifestadas en el nacimiento, y hoy en día con la modernización y evolución de la tecnología se ha logrado  minimizar estas estadísticas, sin embargo en la actualidad existen nacimientos en donde los neonatos presentan signos que deben alarmar al personal médico y un ejemplo característico de esta situación es la ictericia del recién nacido.

La ictericia del recién nacido

La ictericia en general es conocida como la coloración amarilla de la piel y mucosas causada por valores elevados de bilirrubina en la sangre, que sobrepasan los 5 mg/dl lo que se conoce como hiperbilirrubinemia, y esta sustancia es producida generalmente por la sustitución de glóbulos rojos maduros que han cumplido su vida media, esta sustancia es normalmente eliminada en la orina pero principalmente en las deposiciones fecales.

¿La ictericia del recién nacido es de peligro?

Generalmente la ictericia del recién nacido no es dañina y comúnmente es llamada ictericia fisiológica y suele producirse hasta antes del nacimiento del neonato ya que por la vía transplacentaria que es la forma en que la madre alimenta al bebe durante el embarazo elimina bilirrubina, que se introduce por esta vía llegando al feto por lo que al instante del parto el neonato tiende a salir con una coloración amarillenta, esta es alarmante dependiendo de la intensidad de tono y el personal médico tiene la obligación de investigar la causa de la misma.

Si la causa de la ictericia del recién nacido es fisiológica en pocos días el hígado del bebe tendrá la capacidad de metabolizarla y eliminarla sin mayores complicaciones, proceso que puede durar de 3 a 7 días. De igual manera es posible que la madre durante el acto de alimentación por la leche materna trasmita esta sustancia al neonato cosa que no es nocivo y no cursa con problemas y el organismo del bebe está capacitado para eliminarla.La ictericia del recién nacido

También existe la llamada ictericia patológica pero esta solo se ve presente cuando el neonato presenta otro tipo de patología de mayor valor clínico como infecciones, anemias, bajo consumo de oxigeno por enfermedades respiratorias, deficiencias de proteínas enzimáticas que degradan a la bilirrubina, síndromes hereditarios y hasta cuando él bebe se encuentra bajo el efecto de medicamentos que depriman al sistema inmune.

La ictericia patológica se puede acompañar

Amigo lector esto que te comentare es muy importante porque pueden ser signos de alarma que junto a la ictericia del recién nacido te deben indicar rápidamente acudir al pediatra o médico de cabecera para evitar mayores complicaciones, y es que si la ictericia del recién nacido es de tipo patológica puede acompañarse de síndrome febril, vómitos, debilidad corporal conocida como astenia, y pérdida del apetito del bebe.

¿Qué esperar de la ictericia del recién nacido?

Como mencione anteriormente lo común es que el mismo organismo del bebe elimine espontáneamente la bilirrubina en exceso y el neonato se alivie sin secuela ni complicaciones, pero existen pocos casos pero de alarma en los que los bebes se complican con daño cerebral, sordera y ceguera. Como mencione esta es una condición transitoria que con buena alimentación y observación él bebe sobrepasara normalmente pero como todo signo hay que ponerle cuidado.

Déjanos tu Opición

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *